A solo pocos días de la salida oficial de los nuevos Samsung Galaxy S8 y Samsung Galaxy S8 Plus, ya se empiezan a escuchar los primeros inconvenientes de estos nuevos equipos. Si estás pensando en adquirir uno de estos equipos, probablemente sea mejor que te informes de ellos antes de tomar la decisión.

No les conviene un fallo más

Luego de la nefasta salida del Galaxy Note 7 al mercado, la popularidad del gigante surcoreano ha ido decreciendo paulatinamente. No les conviene seguir bajando; no les conviene seguir generando polémica que pueda llegar a repercutir, negativamente, en su imagen. Tristemente, están por enfrentar otro caso, solo que a menor escala.

Una salida teñida de rojo

La realidad es que varios de sus equipos están presentando pantallas con tonos rojizos, supuestamente provocados, según analistas, por la tecnología “Deep Red” que ha sido incorporada en estos terminales (tecnología que podría causar que tonos blancos se vieran más rojos de lo que deban ser).

¿Será solo un caso aislado?

Todavía no se conocen los detalles por completo, o si son casos aislados que coincidieron en un mismo espacio y tiempo, sin embargo, con la salida de los nuevos terminales este viernes, la venta masiva con este problema de fábrica (si es realmente una realidad de todos los equipos) podría ser totalmente contraproducente para la imagen de la compañía.

Créditos de la foto: konanzzang (Instagram)

Google+